LOS BENEFICIOS FISIOLÓGICOS DE LA FIBRA

La fibra interviene en todo el proceso digestivo, desde la masticación a la evacuación.
Las dietas ricas en fibra exigen un mayor tiempo de masticación, lo cual implica una mayor insalivación y una velocidad de deglución más lenta. Esto mejora la higiene bucal y la acción de las enzimas que se encuentran en la saliva.

En el estómago, las fibras solubles, como consecuencia de su viscosidad, enlentecen el vaciamiento gástrico y aumentan su distensión prolongando la sensación de saciedad.

Un vez en el intestino delgado, la fibra soluble otra vez enlentece el tiempo de tránsito y, además, aumenta el espesor de la capa de agua que han de traspasar los nutrientes para ser absorbidos. Esto provoca una disminución en la absorción de glucosa, lípidos, aminoácidos y, también, de ácidos biliares. La consecuencia de la depleción de ácidos biliares es la disminución de los niveles de colesterol, al utilizarse éste en la síntesis de nuevos ácidos biliares.

Algunos minerales forman compuestos insolubles con elementos constitutivos de la fibra (fitatos, tanatos u oxalatos) y pueden no absorberse. Sin embargo, los minerales pueden ser liberados por el metabolismo bacteriano de estos compuestos en el colon. No obstante, dado que la absorción de los minerales es más lenta en el colon la absorción de determinados minerales como el calcio, hierro, cobre y zinc pueden disminuir si se ingieren dietas excesivamente ricas en fibra.




PREGUNTAS FRECUENTES

TU ALIMENTACIÓN Y LA DE TU FAMILIA

SÓLO PARA TUS HIJOS

NUESTRA PIRÁMIDE DE LA ALIMENTACIÓN

DE LA DESPENSA A TU BOCA

IDEAS PARA LA COCINA

ALIMENTACIÓN SEGÚN ESTADO DE SALUD

TESTS PARA CONOCERTE MEJOR

PREGÚNTALE AL EXPERTO

NUESTRA GASTROTECA


· URÍA, 38 4º A, 33003 OVIEDO · T. 985 217 535 · 2017 @ TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS ·

· DATOS LEGALES · CONTACTAR ·