ALCACHOFAS

Descripción y características:

La alcachofa (Cynara scolymus) pertenece a la familia de las Asteráceas, al igual que el girasol, achicoria, endibia, escarola, lechuga y cardo. La característica común de todas ellas es que sus flores están compuestas a su vez por un gran número de mini-flores.

Es la zona comestible de la infrutescencia cuyas hojas verdes superpuestas forman una especie de escamas que proporcionan una morfología alargada y de rosetón. Su peso aproximado depende mucho de la variedad a la que pertenezca, pudiendo alcanzar más de 100 gramos de peso.

La parte más preciada de la alcachofa se denomina “corazón” y está formada por las zonas blandas del cogollo y las escamas membranosas internas. Su textura es muy jugosa y crujiente y su sabor vira entre el amargo y el dulce.

Su origen se establece en el norte de África, desde donde se distribuyó a Europa gracias a la acción de los árabes. De hecho, su significado en esta lengua es “lengüeta de tierra”.

Los principales países productores actualmente son Italia y España. En líneas generales, casi la totalidad de la producción mundial se concentra en la Cuenca Mediterránea.

Sus requerimientos edafoclimáticos se basan en la alta exigencia en cuanto a temperatura (valores máximos diurnos de 24ºC y nocturnos de 13ºC), su alta sensibilidad al exceso de humedad y la preferencia por suelos bien drenados, de composición arenosa y profundos.

Variedades y mejor época de recolección:

La clasificación de las alcachofas puede hacerse atendiendo a diferentes criterios como la forma, la precocidad de su cultivo, la denominación geográfica o el color de su capítulo.

Según la forma, podemos hablar de dos tipos:

  • Esférica
  • Oval

En relación a su origen geográfico, podemos indicar algunas de las más importantes:

  • Espinoso Sardo.
  • Camus de Bretaña: Ampliamente cultivada en la zona de Murcia y Alicante para exportación.
  • Romanesco.
  • Madrileña.
  • Blanca de Tudela: Es la que mayor superficie de cultivo se destina en España.
  • Violeta de Provenza: Al igual que sucedía con la Camus de Bretaña, se cultiva predominantemente en Murcia y Alicante y su uso suele ser la exportación.

La alcachofa es una verdura de invierno, por lo que puede encontrarse en el mercado en todos les meses excepto junio, julio y agosto.

Composición Nutricional (100 gramos de alimento):

Energía (Kcal) 22,44
Agua (ml) 83,33
Proteínas (g) 2,90

Hidratos de carbono (g)  

De los cuales:

simples (g)

complejos (g)

2,26

 

2,25

0,01

Grasas (g)  

De las cuales:

saturadas (g)

poliinsaturadas (g)

monoinsaturadas (g)

Colesterol (mg)

0,20

 

0,05

0,09

0,01

0,00

Fibra dietética (g) 9,40

Vitaminas:

Vitamina C (mg)

Carotenoides (mcg)

Ácido fólico (mcg)

 

6,00

47,00

28,00

Minerales:

Potasio (mg)

Fósforo (mg)

Calcio (mg)

 

300,00

50,00

44,0

Para quién es bueno consumir alcachofas:

Si destacamos las propiedades más relevantes de la alcachofa, éstas se relacionarán con su bajo poder calorífico, su alta proporción proteica y de fibra dietética y su baja cantidad de azúcares.

Por todo ello es una verdura perfecta para incluir en las dietas de adelgazamiento, en las personas que necesitan regular el ritmo de su tracto intestinal y para los diabéticos.

Asimismo el consumo habitual de alcachofa se recomienda en aquellas personas que poseen altos niveles de colesterol en sangre puesto que la cantidad de esteroles de su composición ayuda a inhibir la absorción del colesterol a nivel intestinal.

Dentro de los minerales aportados por esta verdura destaca el potasio el cual le confiere un efecto diurético por lo que es aconsejable consumir si se padece de tensión arterial elevada o piedras en el riñón. Este poder diurético está potenciado por una sustancia aromática implicada en el sabor característico de la alcachofa: la cinarina.

El fósforo junto con la fibra soluble ayuda a aquellas personas con niveles elevados de colesterol en sangre. Por último, el calcio que, aunque posee una absorción menos eficaz que el procedente de las fuentes lácteas, ayuda a mantener la estructura ósea en perfecto estado.

Además, la alcachofa contiene otras sustancias que le confiere beneficios añadidos como el ácido clorogénico que es muy antioxidante, el cinarósido que es un flavonoide con capacidad antiinflamatoria o los ácidos cítrico y málico con ambas funciones.




PREGUNTAS FRECUENTES

TU ALIMENTACIÓN Y LA DE TU FAMILIA

SÓLO PARA TUS HIJOS

NUESTRA PIRÁMIDE DE LA ALIMENTACIÓN

DE LA DESPENSA A TU BOCA

IDEAS PARA LA COCINA

ALIMENTACIÓN SEGÚN ESTADO DE SALUD

TESTS PARA CONOCERTE MEJOR

PREGÚNTALE AL EXPERTO

NUESTRA GASTROTECA


· URÍA, 38 4º A, 33003 OVIEDO · T. 985 217 535 · 2018 @ TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS ·

· DATOS LEGALES · CONTACTAR ·